"- Tu profecía, poeta. ; - Mañana hablarán los mudos: el corazón y la piedra".

ANTONIO MACHADO

domingo, 20 de septiembre de 2009

Vamos allá

Vamos allá
me levanto con ganas de acariciar el sol
la persiana me ciega los ojos con su tos
es hora de cargar la batería de los sueños
de observar historias, de acumular
nuevos sentimientos,
que mis ojos despeguen precavidos
esta historia ya la he vivido
se dicen como perro con ladrido.

Aquí estoy buscando la calle
no se qué es lo que quiero
pero vendo mi tiempo por dinero
espero no tropezar en una vieja esquina
de aquí pallá me muevo
intercambio trabajos
buscando un respiradero.

Un nuevo trabajo con sus nuevas gentes
un distinto horario con un nuevo sueldo
que no bueno,
una nueva atadura, una nueva peste.
es tan complicado esto de cumplir con la hipoteca
que convertiré en desiertos mis ganas
de libertad,
no es arrítmico mi corazón, no,
es la sal de mis lágrimas
que me inclina como a un cabrón.

Se me fueron las ganas de observar
siempre la misma dirección,
la misma furia, la misma mierda,
el mismo veneno,
un encierro entre las cadenas del tiempo,
amenazando lluvias
granizando ruinas.
La vida ya perdió su color
tranquilos, la televisión lo encontró.
La vida me dice que esto se lo
inventó un subnormal,
entonces vuelvo a cargar la batería de mis sueños,
entre cervezas, amores y aullidos bajos los truenos,
reviento entre los dedos de mis pies
el incómodo hormigueo que me impide caminar
regateando con la bruja de la felicidad
las claves de mi realidad
le conseguí sacar diez minutitos
de sonrisas ininterrumpidas,
y ahí me digo otra vez entre mis labios
Vamos allá.

Paco

No hay comentarios:

Publicar un comentario