"- Tu profecía, poeta. ; - Mañana hablarán los mudos: el corazón y la piedra".

ANTONIO MACHADO

lunes, 26 de octubre de 2009

Enloquecer

Si una persona quiere enloquecer,
la sociedad no le presta servicio
uno se aisla en su mundo
y llega a ser aire sin oxígeno.

Uno quiere ser loco,
pelear contra fantasmas imaginarios
ser el héroe de una fantasía grotesca,
y qué mas da, Don Quijote fue muy popular
y más querido aún,
y uno se empeña en luchar contra molinos de viento,
doctores, psiquiatras, medicamentos de rios
en el líquido mental,
desmontando los arcoiris nuevos que le inyectan,
y uno va desarmado de cordura,
buena opción si uno quiere peregrinar en otra visión,
en otra ilusión, ser distinto a la nada,
y decide tomar una copa de vino consigo mismo,
hablarle a un espejo es mejor que
balbucear en los corrales humanos.

A uno le impacienta ser un distinto más,
evadirse es una opción aceptable,
música, silencios, pensamientos
que se acomodan en un caos, pero qué mas da,
uno se siente satisfecho de enloquecer
buscando
el amor que acomode su corazón,
la libertad que encienda sus ojos,
ser uno mismo,
en medio de un desagüe de ideas
.

Paco

2 comentarios:

  1. esa locura es la que busco siempre... la que me permita ser yo misma.
    muy bueno, como siempre, Paco.

    ResponderEliminar
  2. Gracias Sandra, el hecho es que cuando una persona quiere ser diferente y muestra una visión distinta, hay muchos prejuicios y la sociedad tiende a juzgar demasiado precipitada, y no hay nada como ser un@ mism@.

    ResponderEliminar