"- Tu profecía, poeta. ; - Mañana hablarán los mudos: el corazón y la piedra".

ANTONIO MACHADO

miércoles, 28 de octubre de 2009

Sobre el racismo

Siempre me prometo a mi mismo
como vía de desahogo ante
la extrema impotencia que
me producen los comentarios racistas
que no acompañaré con palabras
los diálogos que se acercan
a la nefasta intransigencia
de quien es racista y lo niega.

Tropiezo a diario con comentarios
que no dejan de ser más que
aullidos grises
y a la única conclusión a la
que puedo llegar ante
tanta aglomeración ignorante
es que el corazón de esas personas
es inferior a lo que ellos
consideran inferior
que
el miedo a compartir lo desconocido
los ciega con grilletes que van
desde sus clausuradas pestañas
hasta el infierno de sus sentimientos equívocos.

Y veo en esas personas
que no son capaces de
desarrollar habilidades humanas
que están condenados
a ser una pesada piedra
en medio de un jardín de flores.

Y veo en esas personas
que son ineptos para sentir
y que el peso de su cerebro
equivale a lo que pesa una pluma blanca
y sobre todo me preocupa
que el desarrollo deficiente
de sus cerebros
no pueda curarse ni con ejemplos,
ni con besos, ni con historias humanas,
pero lo peor, lo peor,
es que parece
que tienen el cráneo cerrado
y ahí si que no hay palabra humana
que pueda perforar para
sanar la enfermedad del racismo.


Paco

No hay comentarios:

Publicar un comentario