"- Tu profecía, poeta. ; - Mañana hablarán los mudos: el corazón y la piedra".

ANTONIO MACHADO

lunes, 30 de noviembre de 2009

Fabricando psicópatas

Lecciones de capitalismo como verdad absoluta
iglesia referente directora de valores delirantes
hamburguesas para muertos a vía intravenosa
banderas vendiendo terror
a precio de cadáver humano

Niños con armas jugando a ser buen americano
catálogo de protección del negocio armamento
enemigo de la patria extranjero de otro color
venganza sin piedad, como única opción
Laberintos de dolor
en el viejo moho de la sociedad
y el señor Charlton Heston
que vuelve a dar otra lección.

Demonios comunistas protejamos el dólar
la ley del todo o nada desde el cordón umbilical
valores materialistas para un sueño por demostrar
las palabras escondidas detrás del acero del gatillo
y la máquina engrasada para sirvientes inhibidos

Bocadillos de violencia como respuesta asertiva
televisión tutora de niños sin ojos
mentes de odio para proteger este Estado
y como resultado
fabricando psicópatas a precio de interés.

Fabricando psicópatas
A precio de interés.


Paco

Imaginación de poeta

La imaginación
es el virus que destruye mazmorras
en el mundo sumiso de perros con bozal
la imaginación es el sable
que divide la rigidez de las sombras
en dos mundos de colores sin ladridos
y absorbe
con ritmo sutil y cautelosa nobleza
los rios de sangre
que desde tus venas
corren precipitándose
hasta el trono de tus invencibles neuronas.

La imaginación
fortalece el destino
que la vida
consiguió colorear
en la diana de tu corazón,
desde allí
desde donde nacen ejércitos de futuros besos
hacia las palabras descriptoras de belleza
donde las sombras se transforman
en simple aura vaga
hierven las ideas
que el lector
espera fusilen las legañas
que apresan sus ojos
porque el lector
querido poeta
querida poeta
espera tomar prestado
desde el formato que otorgas a tus letras
ese otro mundo de esperanza y hermosura
que tu, y tu imaginación
tan bien sabéis describir.


Paco

sábado, 28 de noviembre de 2009

Estás viva

Si aún te quedan dedos en las manos
si aún te pesa el aliento en los labios
si aún se abre la esperanza en tus párpados

si caminan tus pies bajo la sombra de tus ojos
si tu alma busca la libertad en su purgatorio
si tu corazó late desde la fuerza de un intenso volcán
rojo

eso, simplemente, es que estás vivo
viva en medio de la obra
de tu propio camino

así que si te quedan
manos, labios y parpados
si todavía gritan tus ojos
desde la libertad de tu rebelde ánima
no calles
y lucha
porque entonces sobre todo
estás viva.

Paco

viernes, 27 de noviembre de 2009

Enemigo de la patria

Soy enemigo frío, cruel tempestad
en las arterias de tus aires,
despiadado calculador de mis
volcánicos pensamientos,
soy hacha empuñada por el odio,
decapitada de control
que no durará en estrangular
los hijos que estén por venir.
Soy el brujo que jamás quise ser
el que odié desde mis sueños
hechizado por la furia
de un sano estado de desvarío,
soy la rata que odiais
el pájaro que no soñáis,
la bala que os matará,
soy quien baila con cucarachas
y con el dolor de los hambrientos
quien muerde caries
y envenena letras
con esperanza de lucha.
Soy poesía autodidacta
letras sin sentido
la voz que gritará sin garganta
la que se meará sobre vuestra tumba
la que descuartizará los
anillos del poder.
Soy enemigo frío, olvidado por la
patria
obligado a ser patria
y vuestro mastil
izado por las sucias uñas
de quien impone bandera
no es para mi mas que
los zapatos que me obligan a andar
con los ojos bien abiertos
y el corazón rojo
preparado para matar.

Paco

Si me acechan sombras

Si me acechan sombras
me ilumino con la luz de tu recuerdo

si me duele la soledad
la invado con el tiempo de tu reloj

si me sangra la vista
le aplico la flor de tus ojos

si se derrumba este mundo
siempre me quedarán
los edificios de tu amor

Paco

jueves, 26 de noviembre de 2009

Poeta

El poeta revienta sus sesos contra el papel
corta su propia piel con las letras afiladas
que utiliza para describir el horror diario
de un mundo con goteras sangrientas
de un mundo que enajena
los pétalos de sus neuronas.

Proclama al aire contra su voluntad
que cambie la peste de la luna
algo huele a muerte ahí arriba
cuando la magia se deshace
ante la afonía de los borrachos
grillos.

El poeta busca una tregua consigo mismo
es el momento de calmar la sed vampírica
las letras se desnundan mostrando el horror
de la realidad
y ahora el papel describe
lo que unos ojos nunca merecieron ver.

Poeta, escribe
aunque tus ojos mueran en el intento
aunque tus entrañas encarcelen su relajación
poeta
si no escribes tu
¿Quien lo hará?

Paco

miércoles, 25 de noviembre de 2009

Un número más

I. La mañana

Se despierta con el sueño harapiento
sucio de roces deformes
averiado por la intranquilidad
de dormir junto a la bestia
su aura rizada por el miedo
de cálida apariencia brisada
es llanto irremediable
que golpea los nudillos de
su alma.

Se levanta y desayuna miedo
entre cafés con aroma a
soledad angulosa
mientras la bestia descansa
entre las paredes abruptas
que dieron paso al
sexo descuartizador.

II La media mañana

Es la hora del desangre sin piedad
se alza el monstruo
simiente de delirios y de dolor
se alza entre alientos mordientes
y una simple mirada asesina
que amordaza los bellos labios
de la mujer que olvidó
besar con amor.

Ella ancla sus ojos
en un aire abúlico sin oxígeno
como el viejo y oxidado barco
que sabe que no puede zarpar
y comienza así en sus ojos
el transitar de viñetas grimosas
que día tras día
dibujaban sus mutiladas pupilas
cada vez que la bestia
la callaba sin hablar.

III La tarde

Envenenada la esperanza
de saborear una libertad utópica
los labios arrugados
de quien nunca besó con amor
y la lengua asesina
de la bestia borracha
volcaba sobre la mujer
una estúpida furia
en pro de sentirse
hombre o quizás
poderoso.

Ella muda presa del silencio
sueña con derretir los barrotes
de la jaula en la que vive
pero en el espacio
donde Dios olvidó mirar
no hay llaves para abrir puertas
y se apaga sin luz ni alma
la última mirada
de una mujer
que ya no se reconoce
mujer.

Llega la hora de dormir
¿Nacerán nuevos sueños?
Se acaba la tarde
pero también
se acaba la vida.

IV La noche.

La mujer está muerta.
Nadie se ha enterado.
Lleva años avisándolo.
Nadie se había enterado.
La denuncia calló.
Los vecinos callaron.
Los amigos abandonaron.
La familia calló.
La mujer está muerta.
Mañana la entierran.
Pasado mañana
será un número más.

Paco

Las riendas del domador (Modificado)

Convertido en un alma sin voz
mi frágil conciencia quedó
atrapada en una barrera dividida por el
muro del dinero

desde mi infancia
atravesado por la
letal inyección
del mundo globalizado
del domador insaciable
fui un niño mássujetado
a las riendas del domador

Como niño occidental
me crié preso y aturdido
por las vastas cuerdas
de los fantasmas del capital.

Un mundo cruel e inhumano me enseñaron
justificado en sus libros de textos
en sus profesores programados
en sus medios empresariados

mientras yo me protegía airoso
entre mis anárquicos sueños.

Me dictaron en forma de educación
Que mueran los sentimientos, no llores más
el humanismo es historia repartida en
vacíos recuerdos, pero tranquilo
que este mundo
continúa en progreso
y así

me enseñaron en qué Dios debía creer
Y luego aprendíqué Dios es el que manda.

Desde que mis palabras saltaron juguetonas
por las verdes laderas de la libertad

sentí cómo una turbia realidad
las amordazaba presas
dirigidas al abismo tétrico del consumismo
por los latidos del domador
el domador insaciable
de corazón sin sangre.


La orden del consumismo clavada en mi retina
mis brazos anclados
a ataúdes de papel
las caras del poder reflejadas en su alma
me enseñaron que sólo existía un camino
para poder llegar al cielo:
entrega tu alma a la rueda del dinero.

En el puzzle de la avaricia
no hay fichas para la comprensión
ni la empatía ni la amistad

nada tiene hueco en este oscuro baúl
solo voces de piedras que saludan al alba
Sólo el eco de una garganta seccionada
lo que en un tiempo fue una voz humana
se ha convertido en el rechinar de las monedas
la sombra de un papel
el poder del dinero.

La Iglesia se transformó en centro comercial
y sus peregrinos la clase media
me educaron con un dictamen claro
debía comprar para sentirme vivo
debía consumir para ayudar al engranaje
y sobre tododebía dejar de pensar.
No pienses, me enseñaron, que la historia ya está escrita,

No grites, No, que el mundo no va a cambiar.
Pero en el interior de mis sueños ácratas
el fuego acaricia cada poro de su piel
se quemaron con las cenizas de sus ideas manipuladas
y su inyección cerebral no conquistómi corazón.

En el interior de mi espanto
divisé personas muertas que andan
cadáveres que simulan ser ciudadanos

todos callan ante iguales a su lado
incomunicación humana
incomunicación de sentimientos
sensibilidad humana malherida
es el amargo amanecer de su doctrina.

Dime cuanto cuesta una sonrisa,
Dime cuanto vale una lágrima,
Dime cuánto pagas por un abrazo,
Dime qué precio tiene mi vida.
Dinero, dímelo.

Desde mi infancia me enseñaron
que nací para trabajar

que todo lo demás daba igual
que en esta carrera loca
donde lo humano se hizo ficción
el rey de la jerarquía
reflejaba en su rostro la monarquía.


El fuego de mis latidos dieron vida a mi pensar
que cubierto de rabia esquematizada
se prendió de un rojo e intenso calor

y pudo quemar las riendas del domador
Y cada vez me parecen más pequeños esos billetes
Y Cada vez me niego más a seguir su doctrina
Y Cada vez,
Mi cuello se siente más suelto
Ante las riendas del domador,
Cada vez me siento más libre.

Paco (texto escrito en el 2007 modificado en el 2009)

Hoy es tu día, mujer

Hoy es tu día mujer
el día para que derrumbes el miedo
de los mismos que te otorgan la celebridad de un día
para creer que la vida Fuerza
perderá por fin las llaves
de las desgarraduras de las puertas
de tus venas.

Has llorado en silencio
has denunciado en vano
has amado al cabrón
y ahora parece que no estás tan sola
en tu isla sufrimiento
en tu cárcel diaria
en tus moraduras acumuladas.

Violada o golpeada
gritada o menospreciada
derrumbada u olvidada
esa es la otra realidad

firmada
por los hombres que se sientes más hombres
y aceptada por la sociedad que se siente
Nada.

Hoy es tu día, mujer
Para que hables o grites
para que te unas o
te manifiestes
pero mañana
mañana
no dejes que el viento
muera donde no vuela la libertad
haz que el viento llegue y sople sin violencia
donde vuelen las ruedas de la libertad
y grita mañana
con tu fuerza poderosa
con tu corazón de mujer
que deseas ser libre
el resto
de los 364 días
del año.


Paco

martes, 24 de noviembre de 2009

La tristeza

Hoy soy un cadáver más
en el transitar de esta gris ciudad
la lluvia ha ahogado mi corazón
ante la letal eficacia de la tristeza.

Ser un cadáver más
no es mi opción preferida
aunque sea un solo día
o una tímida noche
sentirse triste no es una alternativa
firmada por el faro de mi alma.

Pero las tristezas llegan
nos invaden con falta de cordura
y se hacen crueles venas
en el rugiente gemir de nuestros huesos.

Los ojos se empañan
del desangre de las pupilas
una ventisca destructora
ha pisoteado el ático de mi corazón
y ha envuelto en sombras renqueantes
los cristales trizados de mis pulmones.

Mi ánimo ha quedado sepultado
en la fosa de las desgracias
y me ha convertido simplemente en
cadáver pena.

Pero existe un paso más allá
del pozo infranqueable
aceptar que la tristeza
es una emoción más
una pasajera más
un tranvía con última parada
y conviene comprender
que todo en esta vida
no son trofeos armoniosos
y que las caricias de la sonrisa
también se merecen un buen descanso
incluso una cortitas vacaciones.

Entonces entablo mi pacto
de aceptar esta frustante emoción
y la descuelgo por las redes de
mi alma
y acabo comprendiéndola
invitándola a tomar un café sin azúcar
y la distraigo con el batallón
de las canciones de mi música
y la transformo en microscópicas
huellas
que se pierden inevitablemente
en la distancia.

Comprendo que la tristeza es una emoción más
y después de estrecharle la mano
y ofrecerle un mundo distinto
donde la aceptación maneja el timón
de esta mente cansada
siempre
siempe
la tristeza acaba por
empender un nuevo viaje
fuera de mi
un viaje que mucho me temo
será de ida y vuelta.

Paco

lunes, 23 de noviembre de 2009

Perdón

Mis dedos mirando apaciblemente mis ojos
mi boca escuchando atentamente mis oidos
mis pies volando libremente sobre mi cabeza
mi corazón escupiendo odio en este caos diario.

Todo es inconexo
los árboles decapitados por la avaricia humana
sus cuerpos difuminados para escribir letras innecesarias
el volcán que ruge violencia desde sus adentros vengativos
el agua que llora contaminación y gota a gota maldice su perdición.

Intento ser algo
en este lugar que se muere
es intención como humano a su servicio
pedir perdón en nombre de este genocidio

La selva dejará de ser el pulmón del huevo
y el oxígeno se restringirá a quien lo pueda pagar
esclavos de un presente tortuoso
ofreceremos nuestros recuerdos
al enigmático proceso de pensar
que en un pasado pudimos resolver
la tragedia que se masacaba a mal ver.

No deseo ser yo
que no soy naturalista
que no soy quien para hablar
pero desde aquí pediré perdón
a la comunidad de la natureleza
entregada a las garras del ser humano
que la mata y la devora
pues alguien deberá comunicarle
a ese perro golpeado
a ese toro con la garganta salibando entre espadas
a ese rio con los peces vomitando mierda
a ese mar negro de alquitrán que fue un día azul
a esos bosques quemados por la barbarie humana
que como humanos
no somos más que espectros errantes..

Todo acabará.
El tiempo se quedará sin minutos.
El planeta gritará que ya avisó.

Y así quedaremos nosotros
inconexos y despoblados de vida
nuestros cuerpos serán materia inservible
y por eso
mis ojos no volverán a observar
el chasquido musical de mis dedos
ni mis oidos volverán a escuchar
lo que cuentan mis labios y mi boca
ni mi cabeza dirigirá el paso
cansino pero recto de mis pies
porque el odio diario acumulado
del planeta
cubrirá de carbón y de
orín rojizo
la insalvable armadura
de nuestros corazones de
hierro.

Paco

Un poco más sobre banderas.

Ya vuelve a alumbrar el fuego en el éter
se incendia el corazón de la libertad
el semen venenoso de la podrida bandera
tacha los rostros sobre papel de difuntos
la lista es larga, tediosa
interminable camino de dolor en los ojos
inacabables cartas de compromiso nacional
se calzan las botas solas
se desparrama la sangre
sobre las paredes intranquilas
de una mentira izada por patrias
una nebulosa mágica enseña el camino
de los valientes que pisarán la cima
vespertina
la noche llega
¿Quien alzará con su estúpida sonrisa
esa bandera que declare tierra mia?
Se ha ahogado la ultima salida a la salvación
el camino empedrado de espinas
refleja el ocaso podrido de la humanidad
la asfixia vuelve a ser el resultado
de una compleja trama política
¿Quien dijo que esto era ser pueblo?
Las sombras ya no te pertenecen
son enemigas
corres y huyes
porque eres preso y presa
de una fétida prolongación del esperpento
y mientras tanto
la bandera
limpia y nítida como la muerte silenciosa
continua ahorcando y derribando
los continuos saltos de libertad
de lo poquito que queda
de los restos de tu corazón
y los cuerpos caen
la sangre inunda la tierra
tus rodillas partidas en tres trozos
no pueden continuar siendo cuerpo
pero la bandera
la bandera
sigue en pie
que no caiga
no vaya a ser
que la mentira
fabrique revoluciones.

Paco

sábado, 21 de noviembre de 2009

Guernika

Volvieron a deslizarse las bombas
sobre la población,
una y otra vez el estrépito del ruido
destrozaba los oidos en páramos sordos
daba igual niños o niñas
ancianos o jóvenes
según los malnacidos
allí solo habitaban cucharachas
según las víctimas
los nazis y los franquistas
eran la misma montaña de mierda.

Se rompió Guernika en 1200 trozos
que Picasso recompuso para luchar
contra los fantasmas del olvido,
el cuadro voló a Nueva York
para evitar ser trizado
para evitar ser arañado
por las mandíbulas de los
que no debieron nacer nunca
para evitar volver a ser
bombardeado
por la Iglesia, los militares
y la dictadura de los gusanos.

Comentan que Guernika sigue
siendo polémico
no se qué polémica puede
suscitar
el hecho de reflejar la realidad
franquistas, nazis, Iglesia Católica,
jugadores del parchís
con el mismo color
jugando a matar al rojo
jugando imponiendo las reglas
tu te apoyas en la pared
yo disparo una y otra vez.

Guernika sobrevivió al espanto,
al flagelo fascista, a las
fronteras de la muerte,
sus calles se reconstruyeron
entre pedazos sangrientos
de orejas, cuellos y dedos
que no regresaron a su
parte original
y la bestialidad de los fascistas,
me remito a repitir
tercos endiablados asesinos
burgueses católicos
que mantenían su cordón
umbilical unido a ese demonio
llamado Hitler,
sigue hoy en día
apoyada y silenciada
por una sociedad sin memoria
por una sociedad sin cerebro.

Regresó Guernika a su tierra
allá por el 81, todavía temblorosa
y sorda debido al rumiar de
aquellas lejanas bombas
y pensando que sus trozos
no volverían a ser decapitados
cada mañana
cada amanecer
el cuadro
la libertad
llora ante la realidad
lágrimas de venenoso recuerdo
al ver que todavía sigue en pie
el Valle de los Caidos
el Valle de los Malnacidos.

Paco

viernes, 20 de noviembre de 2009

Mis nuevos sueños

Un día emprendí un mágico viaje
que me alejó del aire en el que me crié
fui envuelto entre los dulces algodones
de los labios de mi nuevo hogar
secuestrado voluntariamente
por los acordes de un eléctrico volcán .

Salté desde las paredes que me vieron crecer
hasta un nuevo hábitat donde anidan mis
nuevos sueños
entablando amistad con mis
viejos sueños
y así
no dejé oportunidad al azar
no dejé capítulo al drama del desgarro
y zarpé silenciando los llantos del miedo
simplemente dije me marcho
y allí
entre recuerdos que
curiosamente cada año
se tornan más vivos y rencorosos
quedaron mis viejas persianas
que desde pequeño me dieron siempre
las buenas noches
ellas y la luna
a partes iguales cada una
y allí
quedaron también
mis distintas camas
en las que se criaron todos
mis sueños
sin pegarse fuego
reconstruyendose cada vez que
el despiadado destino los destrozaba
y también quedó allí
el pasillo sin función
en el que me revolcaba
desde que comencé a guardar recuerdos
y por el que tantas veces froté mis huesos,
allí quedaron tantas cosas
que cada vez que regreso
vuelvo a ser el niño que fui
y me agarro a mis imágenes partidas
y sonrío al observarme vencedor
derribando miedos
sonriendo verdades
recordando sueños viejos.

Camino cauteloso y sinuoso por
la calle que me vió crecer
el viento es distinto
flojea
y el sol casi ni entra por arriba
dicen que murió de tristeza
al no ver crios que alumbrar
todo es distinto
el tiempo lo ha invertido
aquello es ahora una isla sin playa
un barco sin agua
una lluvia sin nubes
aquello cambió
yo también
ahora soy más viejo
aunque todavía joven
y a pesar de que sigo contando
mis delirios
a ritmo de versos combativos
continúa insistiendo el peso de los recuerdos
que allí fuí niño y adolescente
que allí me dejé una vida bienvivida
una infancia biensentida
y cada vez que mis recuerdos
pretenden alzar el drama de la melancolía
se amansan todos y cada uno de ellos
ante el fuego caluroso
y la simiente de amor
de mi nuevo hogar
de mi única patria
de mi verdadera tierra
que no es otra
que el conjunto de valles, praderas y bosques
la constelación de estrellas perfiladas
y el conjunto de fuentes claras
y mares oxigenados
que componen el corazón
de mi mujer.
Ahí, justo ahí,
nacen todos mis nuevos sueños.

Paco

Un lugar que habitar

Pasea descolgándose entre mis infatigables ansias
un repentino esbozo de cómo llegar
donde estemos juntos atrapados
de dos en dos de tres en tres
besos y amores
que nos ofrezcan
la mercancia de un tren
que transporte paz sobre los railes
de nuestros labios.

Sobre la niebla matutina
de una expresiva mañana
podada de sus miserias
zarparemos anestesiando
el dolor que incuba
las ataduras de las almas.

Entonces, nos sentaremos
agarrándonos las manos
como quien se sabe libre,
dirán qué juventud loca esta
refiriéndose a nuestros
corazones
y sonreiremos degollando
las cadenas invisibles que
desde siempre nos impusieron.

Vagón descarrilando, el vagón
del pasado, que huye de si
mismo, que queda atrás
oscureciendo los recuerdos.
Allí no hay crimen, amor,
no existe asesino de la libertad,
no existen cárceles para las gargantas,
no existen cámaras de gas
para los ojos que quieren ver,
para los corazones que quieren sentir,
para las almas que necesitan
ser almas.

Allí, en el lugar donde habita libertad,
existe un papel en blanco esperando
empadronarnos, esperando que
transite nuestro amor,
y nuestra voz,
el corazón,
el corazón que se suspenda en el
aire
y sea capaz de sentirse vivo,
que nos siga,
que venga con nosotros,
al lugar donde la otra realidad
deja de ser imaginación
al lugar donde los sueños
no son sólo una mera
imposición onírica,
vayamos amor,
vayamos presos
al lugar donde habitan
las almas libres.

Paco

miércoles, 18 de noviembre de 2009

Una mirada

Una simple mirada
tu mirada
gana la batalla
al colérico y armado
demonio de la angustia.

Una mirada tuya
que llega como el atardecer
dando paso a una noche de ensueño
es un glaciar de esperanza
que amaga la hostil retirada
de mi cuerpo sobre la tierra.

Una mirada tuya
una simple mirada tuya
es todo lo que yo necesito
para sentir mis pies verticales
para levantar mis puños al aire
para hacer trotar este corazón
que ya sabes
se mira a si mismo
a traves de una simple
una simple mirada tuya.

Una mirada tuya
hacen ver desde mis ojos
un mundo de te quieros
un mundo de miradas limpias.

Paco

Quisiera

Quisiera
desinfectar la intolerancia
y unir las razas
si fuere preciso
coserlas juntas
y formar un mundo
de retinas multicolor.

Quisiera
acorralar mis despropósitos
dibujarles un callejón sin salida
y conventirlos en miserable basura
esa misma
que los gatos remueven
y en sus tripas mueren.

Quisiera
comprender la postura del prepotente
esa petulancia absorvente
de ser más que otro
más que otra
más que nada
de ser una portentosa mierda.

Quisiera
inhibirme en mis propias
ganas de escribir
y descansar esta mente
necesitada de playa seca
en lugar de mar alborotado
y quisiera enseñarle
el camino
de los trenes nocturnos
que llevan a calmar
la ansiedad por escribir
pero mi mente
esta tan sencilla
que da para pocas cosas
hace tiempo
digamos años
que compró su libertad
más bien
que se adueñó de su
pensar.

Quisiera
no tener que soñar con
otro mundo
ni quemar los recuerdos
del terror
ni observar día tras hora
que toda la mierda
sigue siendo
portadas del noticiario.

Quisiera
no querer cambiar el mundo
sentirme un adolescente siempre
sentirme mayor entre un rumor de
ilusiones
pero no puede ser
el mundo ha de cambiar
ya no soy un adolescente
y aunque me siento mayor
mis ilusiones no son un rumor
son una terca realidad
y quisiera
si vosotros y vosotras
me permitís
queridos amigos
seguir siendo esta
simple y voluntuosa pluma
que da sus pasos sangrando tintas
para en un futuro ser
la primera pluma
de mis nuevas alas.

Paco

La muerte

Extraviado entre la extrañez de estos minutos
se distribuyen mis huesos sin dirección
suenan campanas dentro de mi corazón
no es la muerte sino su espasmoso miedo.

Se corrompe la frágil tranquilidad
con una asombrosa facilidad
que hace pensar que somos
poca cosa
somos una gota salada
en medio de un mar muerto
o quizás seamos
los sueños corrompidos
agujereados por la caducidad
del viento
y el viento
que sopla y sopla
enseñándonos las mordeduras
infecciones y traciciones
de la muerte
que viene para enlutarnos
y enlatarnos en nuestros miedos
y que no nos olvidemos nunca
que ahí está componiendo su mañana
que será el silencio para muchos
y mientras nuestros miedos a sus besos
afloran y se agigantan
pisoteando nuestros firmes futuros
seguimos olvidando
y olvidando
que la muerte
es la única certeza
que nos viene entregada
desde la vida.

Paco

jueves, 12 de noviembre de 2009

Odio

Odio mirar de frente y observar espantapájaros
en lugar de personas
odio mirar hacia atrás y acordarme de los fracasos
en lugar de las victorias
odio mirar arriba y ver las estrellas llorando
por la contaminación humana
odio mirar a mis pies y ver que sus huellas de humanidad
andan esclavas del capital
odio pegar el último trago de cerveza
cuando la nevera está muerta
odio comer de prisa y masticar
angustia regenerada
odio recordar que otro mundo es posible
y despertar siempre en el mismo teatro
odio las duchas aceleradas de cuerpo sin cabeza
odio la arena de la playa pegada a mi piel
y los mares arenosos
que se tumban sobre el salón
odio madrugar con mi aspecto muerto
y avanzar resignado sobre el serrucho afilado de mi sueño
odio conducir cuerdo porque el mundo me recuerda
lo ilimitadamente estúpido que puede llegar a ser
odio los días tristes disfrazados de rutina
y las noche asesinadas por la avaricia engreída
de un día malhumorado
odio que me lluevan mentiras
cuando el paraguas de mi tolerancia
no se abre ni a descontrolados golpes
odio los hombres que se creen portadores
de la verdad absoluta
pero sobre todo,
sobre todo,
odio a los hombres que golpean para sentirse hombres
odio a las mujeres que se olvidan de su condición femenina
y apuntan con el revolver del machismo
a los párpados de otra mujer
odio las armas y las guerras
las depresiones y sus sombras
las tristezas y sus desilusiones
odio el control ajeno y el descontrol personal
odio la muerte y los vivos muertos
odio muchas cosas
pero sobre todo
sobre todo
me odio a mi mismo por odiar. (*)

(*) Frase de F.Javier Solera (Jacobo)



Paco

martes, 10 de noviembre de 2009

Hoy somos pueblo

Arranca la rabia vestida por la furia
los puños se alzan cortando el viento
el cielo los mira, hoy estará atento
la gente dejó de morderse el aliento
hoy se sienten vivos, hoy se sienten pueblo.

La espina clavada en los ojos
salió empujada por un ingrato dolor
caminan, caminan todos con el canto (internacional)
esperando que anden los ataudes
desde el miedo de sus corazones
hasta el palacio de gusanos usurpadores.

Hoy la calle deja de ser mosquitera
hoy la calle no es una hormiguera
las escobas buscan barrer la basura
los mosquitos se rebelan ante la maquinaria.

Hoy somos pueblo, y voz,
somos una versátil realidad
de querer ser humanos
y mucho más,
un pueblo,
y más.

Paco

lunes, 9 de noviembre de 2009

La fiesta

Se cansaron de esperar
y montaron su propia fiesta
las damas enloquecieron
derramando el alcohol sobre sus senos
los caballeros derrotaron su pobreza
con gritos y drogas psicodélicas
se gritó paz, se vivió sexo loco,
las pieles se juntaron unas con otras
se abrieron más botellas de champagne
se corrió el maquillaje
se unieron los labios
la fiesta fue fluvial
alocada, desmesurada
hasta que llegó la furia de Dios
que venía de hablar con Moisés
y con su inefable envidia por llegar tarde
los mató a todos.

Paco

Media luna

La media luna está cortada
por las sombras de la noche
el periplo de mis párpados
buscan su lecho natural,
dormir, dormir bajo
el encanto del
amor cuajado
y sorprendido por una
luna rasgada
sostener el peso de
mis párpados pesados
con sus limadas miradas
de versos oscuros
que amenazarán tormentas
sin lunas ni estrellas
espero
en un lejano futuro.


Paco

Mi psiquiátrico

Vivo en un psiquiátrico que se instala en las celdas de mi mente, porque la gente anda borracha de desperdicio, porque el naufragio emocional se proclama a si mismo universal. Vivo escondido entre el drama que supone la realidad y el visionario mundo que mi cerebro expande brutalmente sobre mis sangrantes ojos.

El Dios sin manos ha fundado un mundo de personas sin bocas, unos mañanas de días sin luz, unas noches de mentes sin sueños. El Dios sin rostro ha creado un mundo de personas sin sentido, un pasado de sangre sin castigo, y viene en camino, tropezando ya de antemano, un futuro de vidas sin palpitaciones. Son los delirios que toman las riendas de este drama del esperpento, así, que yo prefiero quedarme en mi propio psiquiátrico, por lo menos puedo presumir que es mío, solo mio.

Aquí, en la caverna fría que se supone mi cráneo, duerme un mundo combatiente de impulsos por impulsar. Espero seguir coagulando la intención de vomitar en más de una estúpida cara todo lo que pienso, porque el día que descontrole mis instintos amasados en la lectura, podría extraerme estos mundos mios que viven libres dentro de mi psiquiátrico particular. Así que, espero seguir recogiendo con mis frías manos los soles que calientan mi alma, y guardarlos, y repararlos, y regenerarlos, para que el amanecer no cruja como los tugurios de las sucias mentes que proclaman paz a base de pena de muerte.

Yo, maldito ego que libera mi mente, yo, vivo en mi propio psiquiátrico, con mis ojos cuerdos me alejo de todas esas mentes en blanco babeando inconscientes medicamentos que saturan el líquido cefalorraquídeo, y que se creen médicos de lo espiritual, y que se creen hijos de la paz, y que si tuvieran la mínima oportunidad de atraparme entre sus desgarradoras manos, no dudarían en atravesar mi alma con un punzón oxidado. Por eso, simplemente por eso, yo, me quedo a vivir en mi propio psiquiátrico que al fin y al cabo, me hace ver el mundo desde otra óptica todavía no definida del todo.

Paco

domingo, 8 de noviembre de 2009

La quinta estación

Tu corazón es amapola,
lirio, una lluvia de tulipanes,
un amanecer de girasoles,
tu corazón es flor
tu alma es primavera
y tu compañía
la quinta estación
la estación paz
en ella resido
en ella sobrevivo.

Paco

A vosotros

A vosotros
que sois el eje central de mi vida
quien mece este cuerpo como empuje de viento
como interno en un cuento
como vivo en esta vida.
vosotros
que sois
el aire que agita el viento de mi voz
os hablo desde el telón de mis palabras
que sabéis siempre están ahí
preparadas
para reparar los desconsuelos
para rearmar la esperanza.

A vosotros, Padres,
que colmásteis de paciencia
vuestro presente pasado
dibujando los caminos que
un servidor comenzó a elegir,
a vosotros
receptores de llantos y noches en vela
ayuda extrema en eternos ahogos
vuestra ventana abierta siempre fue
el prismático oportuno que dio vida a mis ojos
desde aquí os recuerdo, padres
que os debo mi vida
y aquí la tenéis siempre
a vuestra disposición
mientras el tiempo
siga siendo
tiempo.

A vosotros, amigos
a vosotros os regalo un cofre de secretos
un libro en mi mente de capítulos únicos
un recuerdo vivo y elástico que empapela
mi boca de palabras bonitas.
A vosotros os debo tanto
que he de inventar un nuevo guión
ese que espero escribamos juntos
en los años que nos restan
de horas sumadas en sus propias
sonrisas.

A vosotros, padres de mi amor,
ni qué decir que os colgáis la
brillante medalla
de los vencedores del torneo
denominado
"mis otros padres", os debo tanto
como al que más y espero
que recibáis
los aplausos de mi alma
necesarios para vencer
la furia desdichada de un
viento futuro.

A ti, escudero de la infancia,
estos renglones con aroma especial
son escritos desde el mirador de quien
va observando como el tiempo desgarra
los recuerdos
sin conseguir aniquilar un mínimo
centímetro de los sentimientos
que allí crecieron,
siguen vivos, sí
en las calles que corrimos
en los campos que saltamos
en los descubrimientos que forjamos
siguen vivos
como aquel primer día del 80
cuando una trituradora de hormigón
hizo de intermediaria entre
tu y yo.

Y vosotras, vosotras dos,
las mujeres de mi vida
os aguardo el momento especial de
este poema
momentos de jardines y fuentes
oxigenando mi corazón,
el trago de paz para mi alma,
el recuerdo con sabor a amor
para que mi último recuerdo al leer
este poema
siempre sea
vuestros rostros de vida
vuestros perfumes de pieles
vuestras sonrisas de amor,
vosotras habéis inventado la ilusión
en medio de un descampado de sencillez
vosotras sois las culpables
de que este corazón ya no ande sobre
una alfombra de alambres
vosotras sois el amor que
muerde mi alma,
digamos entonces que sois
todo.

A vosotros,
a todos vosotros
que sois el eje central de mi vida
al conjunto de vuestros vaivenes
he considerado necesario
dedicarle un preciso tiempo
a pensar y recordar
que todos vosotros
formais lo que yo denomino
mi vida.

Paco

Héroe

Héroe
de banderas y medallas
de aplausos y canallas
de dolor y de temor,
héroe sobre la tierra
que muda oscurece
sus recuerdos
sus batallas.
Un escalofrío corrompe tus venas
ahora que la sangre
encuentra su camino
para poder respirar
donde asoman los vencedores
donde se confunden los
héroes.

Héroe
que sobrevivió
al atroz abrazo
de la bala de otro
hombre
héroe
que lloró
sobre el tortuoso peso
de sus rodillas ancladas
en un mar de
cuerpos muertos.

Ahora a esperar
rituales sociales
y
abrazos familiares
vencedor errático
de dolor eterno
de las pesadillas como sueños,
y donde todos observan
un héroe de batalla
un ejemplo a imitar,
tu y tu dolor eterno
deberéis aprender a
sobrevivir
a todos los inmundos miedos
a los fríos boscajes de sudor
y a los despertares de los muertos
que os esperan, como
vencedor de la muerte
en forma de sueños,
recuerdos y miradas
muertas al aire,
y que por muy héroe
que te abanderen
no hay corazón humano
que los pueda esquivar.

Paco

viernes, 6 de noviembre de 2009

La voz de Raul Lavara: "Y sigo sumando mañanas"

... y sigo sumando mañanas
de sueños perdidos
de malas posturas
de labios dormidos
de caricias basura
de pequeños caminos torcidos,
mañanas empapeladas en silencio
en las que cuesta no sentir el frío
mañanas de sobra caducadas
mañanas envasadas al vacío.

Sigo coleccionando estas mañanas
a la espera de que se duerman de una vez
que no despierten nunca jamás
que no despierte ni una sola
de estas mañanas mas...

... ¿y dónde quedaron mis mañanas?
¿dónde besan tus besos?
¿dónde acaban tus caricias?
¿dónde abrazan tus abrazos?
¿dónde descansa tu miedo?
¿dónde se enamora tu mirada?
¿dime dónde?
sino tenemos nuestras mañanas.

RAUL LAVARA

La voz de Raul Lavara: "Desconfío de las verdades absolutas"

Desconfío de las verdades absolutas,
de las sonrisas que mueren forzadas,
de las sombras alargadas.

Desconfío del que no quiere escuchar,
del que no puede ni por segundos callar,
del que solo quiere hablar.

Desconfío de las mañanas con despertador,
de las horas y horas frente al ordenador,
del que no para de pedir perdón.

Desconfío de los balcones que viven cerrados,
de los rostros que siempre están cansados,
del que solo nada en halagos.

Desconfío de los caminos sin curvas,
del que no se asombra al ver la luna,
de los que mueren por llenar una urna.

Desconfío de viejos libros que parecen nuevos,
de las miradas que no solo buscan mirar,
de aquellos que dicen que eso no son celos.

Desconfío de los juguetes que solo acumulan polvo,
de las bandejas que nunca han visitado un horno,
de los chistes que empiezan ¿cual es el colmo?.

Desconfío de las canciones que no paran de sonar,
de los que se guardan cabos para atar,
de las lagrimas que nacen sin llorar.

Desconfío del que no quiera ver el mar,
del que se ríe al escuchar el verbo amar,
de los que no utilizan los sueños para soñar.

Desconfío de los medios de comunicación,
de todos sus hilos y su forma de desinformar,
de toda su propaganda , con precio a razonar.

Desconfío de que no lo hagan con maldad,
de los que juegan a guerra y paz,
de estos últimos, de los que mas.

Por ultimo desconfiar de que este intento de poema pueda gustar,
aunque desconfío de mis gustos y los gustos de los demás.

Y como no, pedirle perdón por dejar sin aliento al verbo desconfiar.

RAUL LAVARA

La voz de Raul Lavara: "Cuentos".

Para ti son esos cuentos de gorritos y bufandas
de botas de agua, pantalones de pana y paraguas
de pegatinas y golosinas, de tardes en la calle
de soñar que volábamos sobre un verde valle.

Cuentos escritos desde las seis de la tarde
con dibujos en la tele y junto la mirada de amor de una madre
con esas meriendas de bandejas con vaso de leche y galletas
mientras y a la espera, un sofá que solo heredaban príncipes y princesas.

Cuentos donde jugar y jugar simplemente lo era todo
donde las travesuras venían con un “este niño esta loco”
donde el patio era la hora del escondite, la goma, la peonza y la pelota
donde dejábamos para casa a indios, vaqueros y el doble tablero de parchís y oca.

Cuentos que nacen en lloros y que al segundo son sonrisas
donde las guerras empezaban con el lanzamiento de una tiza
donde las tristes batallas perdidas se pagaban contra la pared
y el alcaide alias Sr. Director siempre te buscaba algún quehacer.

Son cuentos donde los fines de semana te arropabas en familia
primos y primas, tíos y tías, blancos perfectos para la malicia
días donde la abuela siempre mágica preparaba la merienda
donde tan solo querías que se sentara y dormir sobre sus piernas.

Son cuentos donde la imaginación no quema
donde ser un don Quijote vale la pena
donde la armadura no era mas que un brazo escayolado y firmado,
donde todavía no hay anhelos de ser amado.

Para ti y para mi son esos cuentos que todavía leemos en recuerdos
cuentos indestructibles, de tapa dura y millones de colores
cuentos que acababan con el reposo del guerrero
esa cama y su ejercito de peluches vigilando
mientras dos sombras de padres contaban cuentos y velaban sueños.


Para tod@s aquell@s que nunca dejaran de ser niñ@s.

RAUL LAVARA

La voz de Raul Lavara: "Uno más."

Los sueños dormían con recelo
en la ciudad donde nadie duerme
la noche escondía sus mentiras
y el frío arropaba sin éxito mi temor,
yo impulsado por la necesidad
del ignorante vocacional
me dispuse a ello
y mi mano introdujo la llave,
por unos segundos
el silencio lo fue todo,
respiré tan hondo que me dolía,
abrí la puerta
y comencé a caminar,
con el reflejo de la luna
más que ver imaginaba,
las viejas baldosas del pasillo
bailaban con mis pisadas,
un cuadro torcido por lo años
buscaba mi mirada... y nunca la encontró,
tenía claro dónde ir
como si ya hubiera estado allí
y eso aún me dolía más
eso no me dejaba pensar,
y de repente, justo en frente de mí
la habitación,
mis manos comenzaron a sudar,
mientras las piernas se dejaron llevar
por el honor de ser la únicas,
y así conseguí entrar,
una vez dentro todo terminó
ya era uno más,
uno más de los que vuelven,
de los que les gusta ver su obra
una y otra vez antes de exponerla
al gran público,
uno más en la lista de asesinos en serie
que os dan los buenos días
con la mejor de las sonrisas...

RAUL LAVARA

La voz de Raul Lavara: "Todo gira alrededor de los sentimientos"

Todo gira alrededor de los sentimientos,
los sentimientos nos hacen reír y llorar
amar hasta la locura y odiar sin mesura.

Hay sentimientos que nos esclavizan eternamente,
que nos encadenan a un horario enfermizo
que nos convencen de lo bien que vive el rico.

Los hay también que te hacen luchar toda una vida,
que lloran con tu alma y se suicidan sin reparo
junto a millones de ideales olvidados sin amparo.

A veces están pero ni siquiera queremos verlos,
estos son los peores, los que no podemos controlar
los que intentamos de por vida secuestrar y matar.

Luego están los que se acomodan pero no olvidan,
los que se desviven por una sonrisa de un año
los que matarían por evitar que le hicieran daño.

También tenemos los que lo iluminan todo al pasar,
los que llenan de colores un mundo gris y enfermo
los que cargan la ilusión de corazones yermos.

Todo gira alrededor de sentimientos,
que nos ayudan a seguir adelante buscando miradas
encontrando palabras susurradas al oído,
abrazos que abrazan, que te dejan tan anestesiado del dolor
que pareces no estar, pareces estar dormido,
son sentimientos que viene de la mano de conversaciones inevitables,
de las que son tan necesarias como un beso y un te quiero,
como el poema que tu quieres el poema que yo espero,
como la voz del que quiere decir algo
como una puerta abierta
como la voz despierta.

El día que te conocí

El día que te conocí
me enviaste un mensaje
dentro de una botella
desde las faunas de tus miradas
hasta los mares de mi soledad.

Yo la cacé al vuelo
fue inmediato, ya lejano
pero
todavía persiste como entonces
ese pergamino escrito con tinta roja
que fue escrito de puño y letra
por las mismísimas huellas
de tu corazón,
y aquella primera mirada,
aquel rayo de sol
tan irreductible
que brotó desde el faro de tu pupila
para iluminar esta barcaza de sensibilidad,
todavía se mantiene juvenil y ardiente
como un adolescente perturbado
por el prematuro descubrimiento
de un amor con vias de eternidad.

Paco

La luz de mis miedos

Me asustan los grillos
me asusta su silencio
hoy la noche es una voz desierta
en medio de un arsenal de miedos
¿Donde habrán ido los grillos?
¿Aqué estrella habrán mudado?
los miedos son un rompeolas furioso
mis ojos la playa que los aguarda
y tu
tan lejos de mi sombra
te apagas como luz de mis miedos.


Paco

jueves, 5 de noviembre de 2009

Seamos sinceros

Seamos sinceros
yo busco en ti
lanzarme ciego al vacío
y saber que tus brazos
serán cuerdas acordes
al motor de mi corazón
que se extenderán sobre mi piel
cortando el aire seco
y agarrándome desde el vacío
de mi desvestida caída.


Seamos sinceros
yo busco en ti
igual que tu en mi
la confianza del otro
la que enseña a volar
la que a ciegas sabes que ahí está.
Yo me lanzo al aire
y tu escribes un cuento de amor
en las láminas de mi corazón
saber que tus labios me besarán
antes de caer 322 pisos en picado
me salvarán del Teatro soledad
del guión de la desconfianza.

Seamos sinceros
ese es nuestro más grande secreto
y ambos, sin arena en los ojos,
volamos con la confianza
de saber que antes de caer
nuestros labios se atarán.


Paco