"- Tu profecía, poeta. ; - Mañana hablarán los mudos: el corazón y la piedra".

ANTONIO MACHADO

miércoles, 31 de marzo de 2010

¿Dónde iremos?

¿Dónde iremos, amor, después de este mundo inhóspito, clavado
en el centro de la dejadez, empeñado en ser sombra del
naufragio, desvarío atemporal, acordes sin voz?
¿Qué será de nuestra piel? ¿Cubrirá nuestros huesos
de amor? ¿Seguiremos templando el agua de nuestros
corazones? ¿Caminando sobre la epidermis del tiempo?
¿Devorando el espacio a base de mordiscos de paz?
Ya no habrá nada, ni restos de ese mundo rectangular,
que hemos cruzado transversalmente, con la
diagonal de nuestras almas enlazadas, no habrá
nada, ni respiración, ni recuerdos, ni idiotas que
se crucen en nuestra libertad, y si nos empeñamos
ni se escuchará el balbuceo amargo de la despedida,
nadaremos al rescate de los recuerdos, y allí
en otro mundo hecho para los que quieren seguir soñando
volverán nuestras miradas a ser espejo sobre espejo
para continuar asfaltando el camino de nuestros sueños
y traspasar nuestras almas un nuevo oasis en vuelo.

Paco

No hay comentarios:

Publicar un comentario